lunes, 5 de septiembre de 2011

Cómo alcanzar el orgasmo

Todos sabemos cómo alcanzar el orgasmo así que ahora que he conseguido captar vuestra atención os cuento lo que de verdad quería.

El nombre del fotógrafo Robert Capa ha pasado a la historia y su fotografía del miliciano abatido en Cerro Muriano (realizada durante la Guerra Civil española) ha dado la vuelta al mundo, aunque ha sido su fotografía más cuestionada tanto por sus amigos como por sus detractores. Se argumenta que no se trata más que de un montaje, que ese soldado no caía abatido por el fuego enemigo sino por las instrucciones del fotógrafo que quería captar una imagen impactante para influir en la opinión pública extranjera sobre la guerra que estaba teniendo lugar en España. Otra posible teoría sobre el origen de esta foto es que no fue Robert Capa el que la hizo, sino su compañera GERDA TARO, la que, por cierto, también es Robert Capa. Os explico este pequeño enredo.

Miliciano abatido en el cerro Muriano

El rostro que todos asociamos con el nombre “Robert Capa” es en realidad el del fotógrafo judío húngaro André Friedman que, durante los años de hambre en París en los que intentaba salir adelante con su cámara, conoció a una chica que cambió su vida por completo. Su nombre era Gerta Pohorylle era de Stuttgart, de padres judío. Gerta había llegado a París perseguida por la policía de Hitler a causa de sus actividades pro comunistas y aprendió de fotografía todo lo que sabía André. Comenzaron a trabajar como fotógrafos, aunque sus inicios como pareja artística no fueron demasiados buenos, por eso ella, harta de andar sin dinero, tuvo una idea: ¿qué tal si nos presentamos en las agencias y en los periódicos cómo la secretaria y el ayudante de cuarto oscuro del célebre fotógrafo estadounidense Robert Capa en lugar de como dos fotógrafos judíos? A partir de entonces comenzaron a lloverles las ofertas de las mejores revistas ilustradas. Las fotografías las realizaban uno u otro indistintamente, pero siempre firmaban como Capa. Y así fue hasta 1937 año en el que ella comenzó a desligarse de André y cambió su nombre por uno más sencillo: Gerda Taro. André mantuvo el nombre artístico Robert Capa, durante toda su vida. Por eso sólo sabremos si una foto es del Capa masculino si está datada después de 1937, si es anterior puede ser o de André o de Gerda.

Gerda + André = Robert Capa

Robert Capa (André Friedman en solitario) alcanzó una justa fama, pero Gerda apenas tuvo oportunidad de volar por su cuenta ya que murió pocos días antes de cumplir 27 años, en España, víctima de un accidente en el que un tanque republicano la arrolló cuando abandonaba el frente de Brunete, durante la Guerra Civil.

Durante el asedio de Madrid, Gerda Taro trabó amistad con Rafael Alberti y su esposa Teresa. Él fue uno de los primeros en ver su cadáver y le organizó un homenaje propio de caídos en la batalla en la sede de la Alianza Antifascista. Su cuerpo se trasladó a Paris donde los comunistas celebraron un funeral multitudinario.

Cuando Gerda Taro fue arrollada por el tanque no murió de inmediato. Se la trasladó al hospital más cercano en El Escorial donde dicen que antes de morir preguntó por sus cámaras.

Su cámara jamás se encontró, por lo que sus últimas fotos desaparecieron para siempre.